Barranco de Las Vacas “caprichos de la naturaleza”

Muy buenas noches amig@s, ¿qué tal habéis pasado la semana? Esta vez La Libélula y yo, hemos visitado uno de los lugares más desconocidos y escondidos de nuestra hermosa isla.

Queridos amigos de La Libélula, Gran Canaria esconde lugares increíbles que para muchos de nosotros, si no nos dedicamos a explorarlos jamás podrían ser descubiertos. Muchos son los turistas que sólo buscan las playas de Gran Canaria y en el mejor de los casos recorrer los maravillosos pueblos de la isla. Pero a Gran Canaria merece la pena venir sólo a dedicarle unos días para descubrir lo que no veríamos en una ruta normal.

Escondido, sin apenas ser conocido por muchos y siendo un secreto para otros tantos. Ahí se encuentra este lugar hermoso que se ha puesto de moda en la isla de Gran Canaria, el Barranco de las Vacas.

Se encuentra en Agüimes, un pueblo en el sureste de la isla. Confieso que cuando La Libélula me propuso visitarlo pensé que al tratarse de un barranco la expedición iba a ser bastante complicada, pero me equivoqué, fue fácil llegar hasta allí, te sorprendería saber que desde la carretera hasta el punto más espectacular de este paisaje se tardan apenas 5 minutos caminando.

Amig@s, cuando llegué al lugar no tuve dudas, ver las formaciones me hizo pensar en la cantidad de agua que tuvo que correr por allí hace cientos de años. Algo que en las islas se está perdiendo cada vez más, el agua es un bien escaso y sólo una de las 7 islas, La Palma, podría sentirse orgullosa de tener agua en algunos de sus barrancos.

Te recomiendo que vayas entre semana y temprano, los fines de semana se forman ciertas excursiones un tanto complicadas, más por hacer la foto que otra cosa. La Libélula y yo fuimos un sábado a las 12.00 de la tarde y estaba lleno de gente, tuvimos un poco de suerte, pasado un rato ya no quedaba mucha gente y pudimos disfrutar del lugar durante unos minutos largos.

No requiere de un calzado espectacular, ya que el camino de apenas 5 minutos carece de dificultad, hay ciertas zonas donde la tierra resbala un poco, pero nada peligroso.

Bueno queridos amig@s, esto ha sido solo un pequeño resumen de nuestra visita al Barranco de Las Vacas, esperamos que os haya servido para conocer un poco más nuestra isla y os animéis a visitarlo, una vez más La Libélula vuelve a emprender su vuelo hacia otro nuevo lugar de nuestra hermosa Gran Canaria.

Feliz noche amig@s.